Atracciones de Papa Noel en Finlandia

Se acerca la Navidad. Papa Noel en Finlandia es más que una tradición: por ser el lugar en el que vive este bonachón, los finlandeses se toman el periodo de Navidad muy en serio. Hay toda una serie de eventos para que grandes y pequeños se preparen para la noche del 24 de Diciembre, que hemos ido recopilando en el post de la Navidad en Finlandia.

En el post de hoy te contamos qué tres lugares existen sobre Papa Noel en Finlandia. Todos estos lugares están en Rovaniemi, en la región de la Laponia finlandesa. Laponia, donde hace frío pero yo me río.

El pueblo de Papa Noel en Finlandia

Este primer lugar de Papa Noel en Finlandia se encuentra a 8 kilómetros al noreste de Rovaniemi y muy cerca del aeropuerto. Es el Pueblo de Papá Noel (página oficial). También se puede llegar desde el centro de la ciudad, cogiendo el bus 8 desde la estación de tren.

Papa Noel en Rovaniemi
Por aquí se va a ver a Papá Noel. Fuente (CC: by-sa)

El exterior del Pueblo de Papa Noel en Finlandia
Fuente (CC: by-sa).

Está abierto durante todo el año y tiene diferentes atracciones, como por ejemplo:

  • Visitar la línea del círculo polar ártico. Una línea trazada en el suelo marca este punto geográfico de la tierra, pasado el cual hay al menos una noche que dura 24 horas en invierno y un día en el que el sol luce 24 horas en verano.
  • La oficina postal de Papa Noel en Finlandia: una tienda con productos navideños y tarjetas de Navidad. Se puede enviar correo desde allí con un sello de Papá Noel y se puede espeficiar el día que se quere que llegue el correo (por ejemplo, la siguiente Navidad), independientemente del día en que se visite esta oficina de correos.
  • La oficina de Papá Noel en Finlandia, donde recibe a sus visitantes y charla con ellos en diferentes idiomas, ya que el bueno de Santa habla varias lenguas con soltura y se defiende en otras tantas, español incluído. Los visitantes también pueden hacerse una foto con él y llevársela como recuerdo inolvidable. Podéis verle durante las horas de oficina por su webcam.
  • Otras atracciones: en el pueblo se pueden encontrar varias tiendas, restaurantes e incluso “la cabaña de la Señora Roosevelt“, ya que la esposa del presidente de EE.UU Franklin Roosevelt fue la primera turista de la región. También hay una exhibición navideña, con una muestra de cómo se celebra la Navidad en diferentes partes del mundo, con películas y objetos.

La línea del círculo polar ártico
La línea del círculo polar ártico. Fuente.

Joulukka

Joulukka (página oficial) se encuentra en medio de un bosque a 16km de Rovaniemi. Se dice que es uno de los secretos mejor guardados de Papa Noel en Finlandia. De los tres lugares donde pueden visitarse atracciones de Papá Noel, este es el más nuevo y también el que tiene precios más elveados. Hasta ahora los elfos no dejaban que nadie lo encontrara, ya que aquí está el Centro de Comando de Papá Noel, donde planifica cuidadosamente su viaje el 24 de Diciembre.

Otra atracción de Papa Noel en Finlandia: Joulukka
Fuente.

En esta atracción de Papa Noel en Finlandia nos podemos encontrar diferentes experiencias, según el programa que se contrate. Cada uno de estos programas tiene actividades distintas y con tamaños de grupos diferentes. Por ejemplo, alguno de estos programas – de entre 1 y 4 horas de duración y donde casi todos acaban en una comida o cena en Joulukka – son:

  • La ruta encantada de Joulukka: una ruta dirigida por el Profesor Elfo por el bosque, donde uno puede encontrarse animales de todo tipo e incluso concer a Papá Noel.
  • La escuela de elfos, donde se aprende a hacer decoraciones de navidad y a hornear galletas de gengibre. Al final de la actividad se recibirá un certificado de la escual con la firma de Papá Noel.
  • Joulukka Extravaganza para descubrir cómo viven los elfos, los cuales guiarán a los visitantes por el bosque hasta el Centro de Comando de Papá Noel en Finlandia donde se monitoriza cuán buena ha sido la gente.

El Santa Park

El Santa Park (página oficial) es otra atracción muy popular de Rovaniemi, e igualmente tiene la firma de Papá Noel. Todo el parque está diseñado para que parezca su cueva-residencia. Los visitantes del Santa Park descienden por un portal impresionante que accedede a la cueva excavada hacia el interior de la montaña.

La entrada al Santa Park
La entrada al Santa Park. Fuente (CC: by-sa).

Bajando por la cueva
Bajando por la cueva. Todo para conocer a Papa Noel en Finlandia. Fuente.

Lo que uno puede encontrarse dentro de esta atracción de Papa Noel en Finlandia es:

  • El Show de los Elfos, la Escuela de Elfos y el Taller de los Elfos: varios talleres para aprender de la vida de los elfos de Papá Noel en Finlandia. Los aprendices de elfos de todas las edades aprenderán a hacer decoraciones navideñas, a comportarse como elfos, o simplemente podrán relajarse viendo su show.
  • El taller de Santa: no hay que olvidarse de pararse un momento para saludar a Papá Noel y darle en mano la lista de regalos.
  • El bar de hielo y la galería de hielo: a imagen y semejanza de los hoteles de hielo de Finlandia, uno puede hacer una pausa en la visita para disfrutar de bebidas muy muy frías. También puedes conocer en persona a la Princesa de Hielo y ver las diferentes esculturas hechas con este material
  • La Cocina de Pan de Gengibre: los niños pueden decorar galletas de gengibre hechas por la señora Noel, mientras que sus padres pueden beber la bebida navideña finlandesa: el glögi.
  • La atracción Trineo: una atracción en la que, al montarse, da uno un tour por las cuatro estaciones de Finlandia, pasando también por el taller de los Elfos donde trabajan contrarreloj para terminar los juguetes a tiempo.
  • La oficina postal: a imagen y semejanza de la del Pueblo de Papá Noel, también pueden enviarse los mejores deseos desde esta oficina, y además dejar en papel la lista de regalos en el “tambor de los deseos”

El Santa park se encuentra a 9km al noreste de Rovaniemi y también se llega con el bus número 8 (no en vano a este bus se le conoce como “Santa’s Express“). Este destino fue nombrado el segundo mejor destino de Aventura en Finlandia en 2007 y 2008.

Enviando la carta a Papa Noel

Por último, si queréis escribirle la carta a Papa Noel en Finlandia y no sabéis dónde escribirla, la dirección de Papa Noel en Finlandia es: Santa Claus, 96930 Círculo Polar, Finlandia.

La oficina postal del Santa Park
La oficina postal del Santa Park. Fuente.

¿Has visitado alguna de estas atracciones? ¿Qué te han parecido?



Cómo fotografiar la aurora boreal

Hemos hablado sobre conocer las predicciones de auroras boreales para prepararnos, e incluso de como activar alertas en nuestro correo si se está produciendo una aurora boreal en donde estamos. También sobre los mejores lugares donde verlas en Finlandia y cuándo verlas. Pero una vez localizadas y viéndolas, qué menos que hacerle una foto a la aurora. Y precisamente de eso va este post: cómo fotografiar la aurora boreal.

Fotografiar la aurora boreal

Hacer fotos a la aurora boreal

Yo nunca tuve la suerte de ver una aurora boreal en Finlandia. La única vez que sucedieron y yo estaba allí estaba durmiendo y no pudo ser. Al ser una de mis asignaturas pendientes quiero que, en el momento en el que la vea, esta me coja preparado y sepa bien cómo fotografiar la aurora boreal.

No soy el mejor de los fotógrafos – de hecho me gustan más las Polaroids que las cámaras digitales. He pasado de tener una cámara con un objetivo (fijo) medio decente a simplemente hacer las fotos con la cámara de mi móvil finlandés. Pero si me encuentro con las auroras boreales, sea cual sea la cámara que tenga a mano, quiero poner los settings correctos de la cámara para que todo vaya bien.

Ahora que va a llegar uno de los mejores momentos para verlas, el equinocio de Otoño, he pensado que es un momento perfecto para poner este post. Allá vamos.

Una foto de la aurora boreal
30 segundos de exposición, con una f/2.8 y un ISO de 160 Fuente.

Los Settings recomendados para fotografiar la aurora boreal

El consejo número 1 es por supuesto llevar un trípode. Las auroras boreales ocurren de noche y la luz que emiten, aunque perfecta para el ojo humano acostumbrado a la oscuridad, es débil para la cámara y cualquier movimiento de mano hará que salgan demasiado borrosas. Es posible que el trípode se congele durante la noche y sea difícil cerrarlo, así que quizá es mejor llevar dos. Cuidado también con el cabezal, ya que puede congelarse. Si se puede hacer la foto con un cable disparador, así se reduce también el movimiento de la cámara al hacer la foto.

Es mucho mejor con una cámara en la que puedas poner el tiempo de apertura del objetivo manualmente. Entre 5 y 40 segundos son buenos settings para fotografiar la aurora boreal. Ve probando distintos tiempos de exposición.

Una lente rápida de apertura f/2.8 o mejor dará los resultados más profesionales. En cuanto a la elección de la película, un 800 ASA o equivalente en ISO (800 también) dan los mejores resultados.

Aurora boreal sobre Ruka, Finlandia
6 segundos de exposición, f/3.2 e ISO 800. Fuente.

Aurora boreal sobre el parque nacional de Oulanka
8 segundos, f/3.5 e ISO 400 con una cámara Olympus E-M5. Fuente.

El foco de la lente que esté puesto en “infinito” o justo antes del infinito. Si la lente es de gran angular las fotografías serán aún más espectaculares. Este consejo también vale para cuando se incluya una parte del paisaje en las fotos: árboles o montañas darán una referencia visual para el tamaño y serán mejores fotos.

Si la cámara es digital, activar la opción de “reducción de ruido” (“noise reduction”) y el balance de blancos a Automático.

Dos cosas con las que tener cuidado: las baterías duran mucho menos con el frío y es recomendable llevar varias. Hay que tener cuidado también con la condensación de la cámara – lo mismo que les pasa a las gafas al pasar de una temperatura a otra. Llevar la cámara en una bolsa para disminuir este efecto.

Increíble foto de auroras boreales
Una foto estupenda. Fuente.

En resumen

Con todo lo dicho, la idea es tener la cámara preparada de antemano en casa o en el hotel. Empezar con un tiempo de exposición de 30 segundos. Asegurarse de que el film esté en ISO 800 y con f/2.8 Poner la cámara en una bolsa para evitar condensación y tener el trípode listo. Tener baterías de repuesto es más que recomendable.

Por supuesto acuérdate de abrigarte bien, ya que serán muchas horas en el exterior. Nuestros posts de ropa para Finlandia serán de buena ayuda.

Si quieres ver cómo lo han hecho otros fotógrafos, recomiendo ir a la fuente de las fotos y hacer click en “Additional info“. Allí se pueden ver los datos EXIF de las fotos y te puedes hacer una idea de cómo lo han hecho otros.

Una estupenda foto de la aurora boreal
40 segundos de exposición, f/2 e ISO 100. Por eso la claridad. Fuente.

La fuente información principal de este artículo ha sido wikitravel. Y aquí una guía muy completa (eng) si ya eres un experto en fotografía digital.

¿Cuál es tu mejor foto de las auroras boreales? ¡Enséñanosla en los comentarios! ¿Tienes alguna otra recomendación?



Mi primera vez en Suecia (Estocolmo) – Parte 2

Los tres ex-erasmus de Joensuu, ahora en Estocolmo.

* Este post es la continuación de este sobre Estocolmo.

Djurgården es la isla-parque de Estocolmo. Situada al este del centro, esta isla es un parque gigante moteada con todo tipo de museos. Nosotros entramos en un pequeño museo natural de animales disecados que no era nada del otro mundo, aunque nos permitió sentarnos un rato para descansar de tanto andar por la ciudad. En esta isla hay un museo con un barco auténtico del siglo XVI – si no recuerdo mal – el cual se hundió nada más botarlo y que recuperaron años más tarde para el museo. Este museo no lo llegamos a ver. Si andáis pensando en ir de museos en Estocolmo, recordad que estos son todos de pago, por lo que es mejor elegir bien.

Djurgarden, a la derecha con el barco, y Östermalm al fondo. Foto tomada desde Södermalm.
A la derecha, donde está el barco, está Djurgården. Al fondo, Östermalm.

La isla principal de Esocolmo no es una isla, sino que en realidad es una península. En ella se encuentran los edificios más grandes y modernos, así como la zona de tiendas de las grandes marcas. En el centro-centro, al igual que en Helsinki, está la estación de trenes y de autobuses, y es el primer lugar que se ve al llegar a la ciudad desde los aeropuertos – yo volé a Arlanda. Al coger el autobús para el viaje de vuelta iba algo tarde y al preguntarle al conductor si ibamos a llegar a la hora o habría tráfico me dijo “chico, en este país no hay tráfico” -. En esta zona hay barrios ya sin dividir por islas, y aparte del central con los edificios de negocios y las tiendas, otro que cabe destacar es Östermalm, el barrio pijo, en el que se puede uno encontrar por la calle a los ricos del lugar con sus interesantes atuendos e ir a cafeterías pijas.

Edificios modernos del centro
Arquitectura modernista del centro de Estocolmo.

Nuevo y antiguo en el centro de Estocolmo
Nuevo y viejo en el centro de Estocolmo.

östermalm
Haciendo un descanso en el medio de Östermalm, tras mucho caminar.

Aparte de todas esas islas, más al sur ya en el continente, este consiste en barrios residenciales para las familias de clase media, aunque en tren se puede estar en el centro de Estocolmo en pocas paradas.

Sobre la gente, las chicas y los chicos que uno puede cruzarse por la calle, por supuesto hay de todo. A mi las señoritas suecas se me antojaron muy monas y caminaban por las calles de la estupenda Estocolmo con mucha belleza y seguridad sobre sus tacones y botas. Ellos iban también muy bien vestidos y arreglados. Sobre su arrogancia, aunque es verdad que conozco a suecos arrogantes a los cuales aprecio mucho, no me pareció tal y la mayoría de la gente era muy amabale.

Think tank por Estocolmo
Nosotros también éramos muy amables.

La vida nocturna era también cara aunque comparable con la de Berlin en precios de entradas. En cuanto a las cervezas o bebidas, sin embargo, la cosa estaba muy cara y optamos por hacer siempre algún previo con las botellas que había comprado en el aeropuerto de Berlin e importado a Suecia – al igual que debió hacer medio avión, ya que todo el mundo llevaba algo-. Las discotecas, sin embargo, cerraban a las 3 de la mañana y había que irse a casa, de modo que un día optamos por hacer un after en la casa en la que estábamos con unos cuantos suecos.

También fuimos a algo que ninguno de los tres, ex-erasmus en Finlandia, habíamos hecho allí: fuimos a un bar de hielo (como el del hotel de hielo) del centro de Estocolmo, gentileza de una amiga de Miguel que trabajaba en el hotel – en el cual todo estaba hecho de hielo incluso los vasos en los que nos bebimos unos curiosos chupitos y nos encontramos con una cantidad sorpresiva de españoles para la poca gente que cabía allí: dos parejas de mediana edad que no dejaron de decirnos que a ver si salíamos en el programa “Españoles por el mundo” y una pareja jóven de vacaciones.

El bar de hielo del centro de Estocolmo.
El bar de hielo del centro de Estocolmo.

En resumen, aunque Estocolmo es el colmo de lo caro, es una ciudad impresionante con un ambiente inigualable. Vale la pena ir y ya que los vuelos cuestan poco creo que me volverán a ver por allí el año que viene cuando haga buen tiempo una o dos veces más. Bjarne dijo que si tuviera que elegir una ciudad del mundo para vivir, esa sería Estocolmo. Y yo creo que si no viviera en Berlin tendría la misma opinión. ¡Recomendado!

El último café que me tomé en Gamla Stan antes de irme al aeropuerto.
Mi último café en Gamla Stan y en Estocolmo.

Gatan
El sufijo “-gatan” significa “calle” en sueco. Alguien colocó al gato al lado del nombre de la calle.



Mi primera vez en Suecia (Estocolmo) – Parte 1

Una estatua graciosilla en Södermalm

Cuando me tocó pedir el Erasmus, como comenté en el post sobre las mujeres finlandesas, pedí cinco destinos distintos: tres de ellos estaban en Suecia (si no recuerdo mal: Linkoping, Umeå y Örebro), otro en Finlandia (Joensuu) y otro en Italia (Pisa). E, igualmente como comenté en dicho post, reconocí que habiais estado a un pelo de estar leyendo Big In Sweden a día de hoy.

Ya en Joensuu uno de los viajes que se suelen hacer, aparte de a Rusia, Savonlinna, Koli, Laponia (a la que no pude ir pero donde vive Papa Nöel), Helsinki y Tallin; es a Estocolmo. Precisamente a Estocolmo no fui, aunque tenía ganas de visitar suecia, y aunque no recuerdo bien el porqué, creo que tenía que ver con que tenía exámenes o con quería ahorrar un poco después del viaje a Rusia.

Y por fin pude enmendar ese desaguisado: hace un mes me fui de fin de semana largo a Estocolmo, precisamente a ver a dos grandes amigos míos que conocí en Joensuu y que ahora están viviendo en Suecia: Bjarne y Miguel. Y vaya experiencia tan buena.

Bjarne, Miguel y yo en la soleada Estocolmo
Los tres en Estocolmo.

Ya sabéis que Finlandia le tiene algo de tirria a Suecia, por lo que habiendo vivido en Finlandia y haber escuchado a los finlandeses diciendo que son arrogantes y que son (y cito sus palabras) “todos gays”, tenía curiosidad por ver cómo era Suecia con mis propios ojos.

Me fui para allá con un vuelo de Norwegian Airlines – me gustó la aerolínea – desde Berlín, ya que los vuelos entre Estocolmo y Berlin están muy baratos y después de las primeras cervezas de rigor me fui a la cama y me preparé al día siguiente para visitar la ciudad.

Estocomo – algunos la llaman “la Venecia del norte” – es una ciudad grande, aunque no extremadamente grande, compuesta de varias islas, cada una con su identidad particular y que prácticamente son un barrio cada una de ellas.

Södermalm es la isla del sur. Es una zona jóven y la mayoría de los clubs y bares que molan están allí. Es la zona más hipster, llena de tiendas de diseño y los cafés más modernos. En su parte norte está el puerto para barcos de grandes dimensiones, como los cruceros que viajan entre países; mientras que en la parte sur hay un gran parque que tiene varios puertos para embarcaciones pequeñas y modestas.

Cafeterías, boutiques y tiendas de ropa en Södermalm
Aquí estaba toda la chavalería hip. Tiendas, cafés, gente guapa y tiendas de ropa.

Södermalm, con una arquitectura particular que me recuerda un poco a Berlin
Una calle cualquiera de Södermalm sobre las 4 de la tarde, con unos edificios que me recuerdan un poco a Berlin.

Este coche estaba enfrente de la tienda
Un coche para promocionar la tienda Grandpa. Viajando con estilo.

La arteria principal de Södermalm
La arteria principal de Södermalm. Peatonal y con muchas tiendas.

Un pequeño puerto para embarcaciones pequeñas en Södermalm.
Barcos pequeñitos a la espera de que sus dueños se decidieran a pasar un día navegando.

Gamla Stan es el centro histórico, laberíntico como en la mayoría de las ciudades antiguas. Calles sinuosas y pequeñas, tiendas de souvenirs y cafeterías con precios nada populares para pararse y descansar mientras se veía el centro. Un café cortado medianamente grande costaba unos 3,5€, para que os hagáis una idea. El clásico Latte Macchiato se iba casi a los 5€. Los edificios son todos de corte antiguo y le dan una atmósfera muy particular a Gamla Stan, la cual es también la isla más pequeña de todas. En esta isla está el palacio del Rey de Suecia, y tuvimos la suerte de llegar allí un minuto antes del cambio de guardia, algo tan ceremonioso como innecesario, pero que queda bien para las fotos y los turistas.

Vista general de Gamla Stan.
Gamla Stan. Foto tomada desde el norte de Södermalm.

Las calles de Gamla Stan
Una calle cualquiera de Gamla Stan.

Tomando un café en Gamla Stan, Estocolmo
Los tres tomándonos un café en Gamla Stan.

Detalle del escaparate de una tienda de souvenirs de Gamla Stan.
Esto se veía en el escaparate de una tienda de Gamla Stan.

Una de las fachadas de la casa real
En esta fachada de la casa real, con guardia vestido de gala incluido, las estatuas – sin excepción – son raptos de muchachas. ¿Alegoría de la familia real sueca?

Kungsholmen es una isla más residencial y familiar, con unos bonitos edificios de cara al mar, y con un puerto a lo largo de toda la costa para barcos pequeños pero con más eslora que los que hay en Södermalm. Mi impresión es que en esta zona viven personas de más edad, profesionales sin una vida extremadamente agitada, como quizá puedan ser los políticos y empleados de compañías con más edad y más rango; y sus familias. En esta isla se encuentra el ayuntamiento, el lugar en el que año tras año se celebra la ceremonia de entrega de los premios Nobel. El edificio destaca y es bonito, de ladrillo rojo oscuro, con un patio y un jardín muy acogedores y por el que pasaban mucha gente y turistas.

El ayuntamiento de Estocolmo, donde se entregan los Premios Nobel, está al lado del río.
Bjarne y yo mirando al río. El edificio de la derecha es el ayuntamiento, donde se entregan los Nobel.

El patio interior del ayuntamiento. Al fondo, los jardines.
Impresionados con el patio del ayuntamiento y con los jardines de fondo.

En la segunda parte de este post, que he decidido dividir en dos porque me estaba quedando bastante largo, os comentaré cómo son las otras islas, qué tal es la noche de Estocolmo y cómo son los chicos y las chicas de Estocolmo. ¿Se parecerán algo a la imagen que tienen de ellos los finlandeses? Leer la segunda parte.

Una puerta en Gamla Stan. Vieja, pero con código de apertura.


Esta puerta de Gamla Stan, el barrio viejo, es bastante antigua, pero aún así tiene un panel para introducir el código de apertura y que se abra.



Los bebés finlandeses duermen fuera a bajo cero

La primera vez que uno ve un carrito con un niño dentro, cuando fuera está a bajo cero, quiere llamar a emergencias. ¿Dónde está su padre o madre? ¿Se han olvidado al niño en la puerta cuando subían la compra de alguno de los supermercados de Finlandia? Pues no, y es algo bastante común. Hoy te contamos el por qué los bebés finlandeses duermen la siesta a bajo cero.

Bebé durmiendo la siesta en la calle
Bajo cero y durmiendo como un tronco. Fuente (CC: by-sa)

Los inviernos finlandeses

Ya se fue el verano, ya se fue la fruta. Que decía la canción.

Tras las navidades en Finlandia y el punto más oscuro del año, (Santa Lucía según la tradición Finlandesa) Finlandia le empieza a ganar la batalla a la oscuridad, pero no al frío, que es cuando se intensifica.

La temperatura más baja de Finlandia jamás registrada fue el 28 de Enero de 1999 en el municipio de Kittilä, y fue de -51.5°C.

Eso son 18 grados más bajos que lo más frío que viví yo en Finlandia, pero cerca de -30 son temperaturas normales de un invierno finlandés, según vimos en el post sobre cuando empiezan y acaban las estaciones en Finlandia.

Paraje helado

En resumen: hay que estar preparado y seguir los consejos del blog sobre como vestirse para el frío extremo, elegir una buena chaqueta para el frío extremo y polar, calzarte unos calcetines de lana o térmicos

A no ser que seas finlandés, claro.

Los bebés finlandeses duermen la siesta en el exterior a bajo cero

Los finlandeses se entrenan desde pequeños para resistir el frío y el largo invierno. O los entrenan.

En el post sobre la caja de bebés finlandesa disponible para España comentamos que uno de los objetos que traía la caja-bebé era un abrigo térmico, y acompañábamos el post con la imagen del bebé durmiendo fuera. Esto no era casualidad.

Los padres finlandeses suelen dejar a sus hijos dormir a la intemperie, incluso a bajo cero, cuando son pequeños. La razón es que quieren que se adecúen al frío, ya que vivirán toda una vida con estas temperaturas. El respirar este aire frío y a bajo cero les ayudará a fortalecerse, piensan.

Evidentemente, claro, los arropan y no los dejan solos del todo. Duermen las siestas fuera en sus carritos de bebé.

Muchos padres sacan al niño a dormir la siesta al balcón, en su cochecito, o bien lo dejan a la puerta de la casa pero tampoco le quitan ojo. Que no es imposible ver zorros en las ciudades finlandesas y más vale estar pendiente.

Bebé durmiendo en el hielo
Un sueñecito. Fuente (CC: by)

Justamente comentaba un padre finlandés en la página de flickr donde estaba la primera foto del post lo siguiente: “todos mis hijos han dormido fuera en algún momento de sus vidas. Si no les daba el sol directamente, les dejábamos dormir. Si no estuvieran cómodos se despertarían, en cualquier caso, durmiendo fuera. No les dejamos de todas maneras solos, ya que hay de vez en cuando coyotes o zorros en el barrio, y no me gustaría que una siesta angelina se convirtiera en un aperitivo para la fauna local

De modo que, cuando visites Finlandia, no te alarmes si en las puertas de cafeterías o tiendas ves carritos de bebé sin atender: los padres estarán a lo suyo pero eso sí, sin perder de vista desde el establecimiento al retoño.

Y esto que hacen los finlandeses de niños, según parece y junto a la Sauna finlandesa, es lo que les permite pasar mejor sus inviernos.

¿Probarías a dejar a los niños durmiendo a la intemperie a bajo cero? ¿Qué opinas de la manera finlandesa?




Únete a más de 15.000 personas en
la mayor comunidad de entusiastas
de Finlandia


Hazte fan en Facebook.