Multas de tráfico en Finlandia y la multa más alta

Coger un coche por Finlandia está más que bien. En un descampado en invierno puedes imitar a Colin McRae tirando de freno de mano y con los neumáticos de clavos. También irte a cualquier parte del país con independencia y quitarte el mono de conducir que traes de España (como es mi caso), pero la cosa de las multas de tráfico cuando uno se ilusiona demasiado al volante sí que es diferente. Por exceso.

Un conductor finlandés tendrá que pagar una multa de tráfico en Helsinki de 170.000 euros, que ahí es nada.

Un jóven de 27 años, hijo de una familia de millonarios finlandeses, tiene todas las cartas para batir el récord de la multa más alta por exceso de velocidad en su país: 170.000 euros. La policía le sorprendió circulando a 80 kilómetros por hora en las calles de la capital, donde el límite de velocidad es justo la mitad.

Las multas de tráfico se calculan en Finlandia en función de la renta declarada a Hacienda, que en 2002 registró que el patrimonio de Salonoja ascendía a siete millones de euros. Según el procedimiento administrativo finlandés, ahora la sanción deberá ser confirmada por un tribunal. Si finalmente resulta aplicada, sería la más elevada en la historia del país escandinavo nóridico. Esta multa dejaría atrás a la de Jaako Rytsola de 80.000 euros y la de Pekka Ala-Pieti, el presidente de Nokia, de 35.000 euros por saltarse un semáforo en rojo.

Ahora sólo hará falta saber si el tribunal de apelación rebaja esa cifra

Interesante que, en materia de multas de tráfico así como en impuestos, el que más tiene más paga. Y es que en España si tienes dinero para un Porsche tienes dinero para cuatro multas, ya que todo el mundo se fija en tí. Pero amigo, otra cosa sería si en España cambiaran el sistema para que se pareciera al finlandés. Pero claro, en España misteriosamente sólo hay 132 personas que declaran tener un patrimonio mayor de 30 millones. Cosa que nadie se cree.

¿Cuánto habría pagado Miguel si el policía que nos hizo el control al lado de Latolankatu se hubiera puesto en plan mamón y esa cervecita hubiera contado? Mejor no imaginarlo.

Multa en el parabrisas. Lo del finlandés es una multaza.
Por cierto, ¿soy el único que a veces pone multas de tráfico ajenas en mi parabrisas para que parezca que la multa es mía y no me pongan una?. Fuente (CC: by-sa)

Gracias a Celia por el link!

Relacionadas

Etiquetas (Tags):