Categoría: Finlandeses

Finlandeses que voy conociendo o la gente de aquí y sus extrañas y bárbaras costumbres.


Pesca en Finlandia: mi día de pesca en el lago

Una de las actividades que me llevaron a hacer mis finnish friends (un programa al que recomiendo unirse a todos los Erasmus que van a Finlandia) fue el irse de pesca en Finlandia, concretamente al lago Pyhäselkä de Joensuu. Finlandia es el país de los mil lagos, y por eso los finlandeses además de tener su cabaña con sauna junto a uno de ellos, también lo utilizan para pescar. Una…



Finlandia de la A a la Z: B

Continuamos con el repaso alfabético de tdas las cosas que hacen a Finlandia única y especial. En el post anterior empezábamos con la letra A y en este post vamos a por la letra B, que también tiene mucha chicha. Como siempre, puedes consultar el índice de todas las letras para acceder rápido a la letra que quieras. La letra B Bayas: En verano el ir a recoger bayas de…



Orinar sentado: las mujeres finlandesas al poder

Un amigo me decía que su novia no le dejaba hacer de pie. La mayor parte de las cosas entre ellos iban bien, ahora que se habían ido a vivir juntos, pero no en el terreno del cuarto de baño. Él es de Israel, ella alemana. El orinar sentado era el campo de batalla. Este es uno de esos posts que no sé que título poner. Hay sinónimos para dar…



Ayuda de maternidad en Finlandia: el pack mamá

En 1938 el gobierno finlandés lanzó el programa de ayuda de maternidad. En él, se detallaba la ayuda de maternidad para las finlandesas – inicialmente para familias con pocos recursos, pero después extendido a cualquier familia – y que constaba de dinero o un pack con objetos útiles para el primer año de vida del bebé. Desde entonces el contenido de los packs de maternidad ha cambiado, pero no el…



La mili en Finlandia

Recuerdo que cuando tenía ocho años dos militares me vinieron a buscar a casa porque no me había incorporado a filas para hacer la mili. Mis padres les enseñaron mi DNI y, mirándome a mi, se dieron cuenta de que había habido un error analógico (que era lo que pasaba antes de la moda de echarle la culpa al “error informático”). Luego, cuando me tocaba hacerla realmente, los de 1984…