Categoria: Finlandeses

Finlandeses que voy conociendo o la gente de aquí y sus extrañas y bárbaras costumbres.


El nuevo gobierno finlandés (elecciones 2015)

Este año tenemos elecciones generales en España, que serán de las más interesantes por tener los votos repartidos entre más partidos de lo habitual. Los finlandeses, por su lado, acaban de tener también elecciones generales y con un resultado que ha hecho llevarse a muchos las manos a la cabeza. Justo ahora que acaba de formarse el nuevo gobierno finlandés es buen momento para comentarlo. O más bien, ahora que sabemos quién lo formará (los ministerios aún no están repartidos).

Los Perus entran en el gobierno: el partido de los «Finlandeses verdaderos»

Cuando mencioné a los PERUS (que traducido al español era, con su antiguo nombre, «los finlandeses verdaderos» y con el nuevo «el partido de los finlandeses») por primera vez lo hice en el post sobre las 7 cosas (importantes) en las que ganamos a Finlandia.

¿Qué era una de esas cosas? Que en Finlandia, cuando escribí ese post, un partido bastante xenófobo era la tercera fuerza con más escaños, con el 19% de los votos (casi 1 de cada 5 finlandeses), aunque ejercía de oposición.

Ahora son la segunda fuerza. Y han entrado a gobernar en el gobierno de coalición.

Los Perus de Finlandia
El logo del partido «Finlandeses verdaderos» (Perussuomalaiset) Fuente (CC: by)

La segunda vez que hablamos de ellos fue cuando mencionamos lo que había que ser para ser considerado finlandés, de acuerdo con los propios finlandeses. En él volvimos a hablar las bases sobre las que se mueve este partido: anti-inmigración, anti-europeísta, populista y con mucho tirón en las zonas rurales. Muchísimos finlandeses se han llevado las manos a la cabeza por que hayan entrado ahora a gobernar y se preocupan por dónde y cómo van a influenciar la política de Finlandia y sus consecuencias.

Si aún no estás seguro de cómo son, por aquello de que no conoces de cerca la política finlandesa, imagínate que en España hubiera un partido llamado «Los Españoles Verdaderos». Imagínate cómo actuaría un partido con ese nombre y tendrás una buena idea de la situación. Luego imagínate que fuera la segunda fuerza política y que fuera a gobernar en coalición.

Los otros dos miembros del gobierno de coalición son los Centristas (Suomen Keskusta), que ganaron las elecciones y tienen 49 escaños; y el Partido Nacional de Coalición (Kansallinen Kokoomus) con 37 escaños, que eran los que lideraban la coalición del anterior gobierno.

Los Centristas de Finlandia
Un miembro de Los Centristas, en un mítin. Probablemente durante el día de Vappu, y por eso la gorra blanca. Fuente (CC: by-sa)

La coalición del anterior gobierno, todo hay que decirlo, reunía a 6 partidos y uno se cayó durante la legislatura. Los finlandeses son muy de ponerse de acuerdo entre todos antes de tomar cuaqluier acción y eso se puede ver hasta en el gobierno.

¿Qué va a hacer el nuevo Gobierno de Finlandia?

En nuestro post sobre la caída de la economía finlandesa en 2014 y cómo afecta en el 2015 – donde señalamos que Finlandia será tras Chipre la economía que menos crezca en la eurozona – hablábamos de que el nuevo gobierno se iba a encontrar contra la espada y la pared y que no le iba a quedar otra cosa que hacer que políticas de austeridad y recortes.

Tal y como hicimos en el post sobre la economía finlandesa, resumimos aquí unos cuantos artículos de la cadena de noticias más importante del país (su web en finés fácil es un buen sitio donde practicar el finés) con enlaces para que puedas leer el artículo original, con más profundidad.

Sipilä opta por un gobierno hacia la derecha.

Dijo que hubo discusiones sobre incluir a los cuatro grandes partidos en el gobierno, pero no pudo ser. En vez de ello, serán los tres mayores los que gobiernen a diferencia del gobierno de coalición anterior de 6 partidos. Los tres líderes de los partidos dijeron que su trabajo principal será revertir la situación económica del país y que tendrán que tomar decisiones dolorosas.
De acuerdo con estimaciones, necesitan recortar 10.000 millones de euros, ya que no es sostenible el modelo actual con una población que envejece y con los servicios sociales y médicos siendo cada vez, por tanto, más caros para el sistema.

Alexander Stubb
A la derecha, el antiguo primer ministro finlandés (Alexander Stubb), que seguirá en el gobierno. Fuente (CC: by-sa)

Reacciones sobre el anuncio del tripartito del gobierno

Sipilä, el que será nuevo primer ministro, dice que quiere que su gobierno de tres funcione con muy pocos recursos. Dentro de su partido se cuestiona que eligiera para gobernal al Partido Nacional de Coalición en vez de a los socialistas, ya que cada vez que han pactado con ellos, en las siguientes elecciones los Centristas las perdieron.

Los tres partidos han aceptado las estimaciones del Ministerio de Finanzas del año paasado que decía que habría que recortar 6.000 millones para ajustar las finanzas y devolver al país al buen camino. Dicen también que no están interesados en subir los impuestos, prefiriendo los recortes y la austeridad local. (Nota: los 10.000 millones que se mencionaban antes están divididos en los 6.000 que se mencionan aquí que hay que recortar en las localidades, y luego otros 4.000 a recortar en general).

El «Contrato social» de Sipilä con los representates de los sindicatos no se resuelve.

El nuevo futuro primer ministro, Juha Sipilä, no pudo concretar un «contrato social» con las organizaciones de trabajadores (inciso: menudo eufemismo, «contrato social») antes de que se forme el nuevo gobierno. Dijo que no es culpa de nadie que no se pudiera llegar a un acuerdo y que tiene que centrar ahora sus esfuerzos en balancear las finanzas públicas.

«Queríamos dar un paso adelante para la competitividad de Finlandia a través de este acuerdo, y mejorar los prospectos del empleo en el país, que hubieran reducido la necesidad de hacer recortes en el presupuesto considerablemente.»

Parlamento de Finlandia
Una foto del parlamento de Finlandia, donde se reunirán todos los partidos. Fuente (CC: by)

La oposición teme que Finlandia se convierta en más conservativa y retrógrada.

Los Social Demócratas, la Alianza de Izquierdas, los Verdes, los Demócratas cristianos y el Partido Sueco (de los suecoparlantes finlandeses) – que siempre habían estado invitados a formar gobierno, desde 1978 – son la oposición. Todos ellos han expresado consternación por un gobierno con los Finlandeses Verdaderos y que tengan la austeridad como bandera.

Si has seguido las elecciones finlandesas, ¿qué opinas del nuevo gabinete? Si no, y a tenor de lo visto en el post, ¿qué te parece el rumbo que tomará el nuevo gobierno?



Las revistas de Vappu: Äpy y Julkku

Esta semana, como cualquier semana antes del 1 de Mayo en Finlandia – el Vappu – es una semana de runrún hasta que culminen las celebraciones la tarde del 30 de Abril con la coronación de Havis Amanda en Helsinki (o de la estatua principal de la ciudad en la que estés), y siendo el día 1 de Mayo un día para pasar fuera de casa, igual que el resto de la ciudad.

Vappu en Helsinki
Un día de Vappu en la capital de Finlandia. Casi todas las personas de esta foto llevan la gorra blanca de Vappu. Fuente (CC: by-sa)

Muchos años hemos hablado de Vappu en el blog, pero sigue interesándome esta fiesta por ser – aparte de una de las mayores del país junto a Navidades y Juhannus – la única grande que no se celebra en grupos pequeños y en familia, sino en las calles y en multitudes.

Y este año hablamos de dos publicaciones que hacen su aparición sólo en Vappu, y que son…

Las revistas de Vappu: Äpy y Julkku

Äpy y Jullku son dos publicaciones bi-anuales que se van alternando para salir una cada año y no competir entre ellas. Äpu sale los años impares – como este 2015 – y Julkku los pares.

Ambas revistas hacen del humor su bandera y aportan más alegría a una fiesta ya alegre de por sí. Están hechas por estudiantes de la Universidad Aalto y cada una tiene sus particularidades.

La revista Äpy
Uno de los diseños en los que venía la revista Äpy. Fuente (CC: by-sa)

El Äpy: la revista que se imprime donde sea

Äpu es la publicación más antigua de ambas (desde 1948) y es una revista, pero no una al uso. Siempre se imprime de una forma diferente y hay expectación por saber cómo será. La más rara de todas probablemente fue Äpyfoni en el año ’83, la cual era una revista, un disco y un tocadisco. Otros Äpy se han imprimido por ejemplo en papel del WC, en sábanas y otros materiales y suelen estar contenidos dentro de pacquetes también muy bien diseñados, por ejemplo este que parece un buzón (y también puedes ver otros en la página de la Wiki de Äpu en finés).

El diseño de este año 2015 es muy original también: la revista se ha imprimido en una baraja de cartas, como nos enseñan en este vídeo de abajo. No solo eso, sino que con una app especial cada carta se comporta de una manera, haciendo que la baraja sirva para jugar, para leer y para disfrutar con la app. Este es el video de cómo se mueven las cartas al enfocarlas con la app y este de abajo el diseño de la revista este año.

Si quieres comprar un Äpy, lo venden también en su tienda online y parece que lo envían a todo el mundo, ya que se puede elegir el país de destino. Cuesta 10€.

El Julkku

Julkku es más revista en tanto que tiene siempre ese formato.

Es de todas maneras humorística, como lo es el Äpy: bromas, chistes, textos satíricos, anuncios de broma, tiras cómicas… todo esto está en el Julkku.

Como la revista Äpy, esta se publica el 1 de Mayo y se vende por las calles de Helsinki y rara vez, aunque es posible, en otros lugares. Los estudiantes consiguen la financiación para hacerla a base de proyectos y eventos varios para recaudar fondos.

En Abril del año 2012, la revista Julkku fue la primera publicación del mundo en llegar al espacio por sus propios medios, ya que subió más de 30km sobre la tierra utilizando globos con Helio.

No he podido encontrar una foto del Julkku con licencia Creative Commons, pero tendría la pinta más o menos como esta: de revista.

Una revista de Vappu
Leyendo en Vappu. Fuente (CC: by-sa)

¿Comprarías alguna de estas revistas? ¿Cuál te ha parecido más interesante de las dos?



Contradicciones de Finlandia y su explicación

Hace poco me preguntaba @Greennybryant en Twitter sobre algunas contradicciones de Finlandia que podemos leer en la prensa y sobre las que hemos hablado en el blog también.

Mapa nórdico

Estas contradicciones están bien ejemplificadas en estos dos posts: 7 estudios en los que Finlandia gana a España (más felicidad, menos corrupción, más igualdad…) y otros 7 rankings importantes en los que les ganamos (mucha menos violencia de género, menos armas, menos suicidios, menos acoso…).

En concreto esta era la pregunta:

Y allá vamos con la respuesta

Nuestros prejuicios de Finlandia

Aviso que este es un post largo. Más abajo tenéis mi análisis y abajo del todo la opinión de una finlandesa, que yo considero muy válida. Haz click en ese enlace para ir directamente a esa parte del post. Pero en general recomiendo leer el post entero.

Hay varios tipos de conocimiento de Finlandia. El que tienen los que han vivido allí al menos un año trabajando o intentando trabajar, el que se ha ido de Erasmus, el que ha ido de viaje y el que nunca ha ido.

Dentro del grupo del que nunca ha ido hay siempre opiniones curiosas. Cosas que han internalizado a través de leer la prensa y poco más, probablemente nacidos de otro prejuicio muy curioso: lo de fuera es siempre mejor (y sobre lo que hablé en su momento en cuanto a padecer el «síndrome de Helsinki«, una suerte de síndrome de Estocolmo sin rehenes pero viviendo en el extranjero).

Yo siempre digo lo mismo, que los finlandeses ni mejores ni peores. Algunas cosas las hacen muy bien, otras menos.

Hay dos prejuicios sobre todo que me fascinan

Uno que son muy cultos, otro que son avanzados tecnológicamente. Y ninguno de los dos es cierto.

Notas PISA

Sacarán mejores notas en PISA, sí, pero de ahí a tener cultura (me gustaría que me definiera el que tiene el prejuicio lo que significa «tener cultura» y lo que no) hay un paso de gigante. Hace tiempo referenciamos que sí, que los finlandeses ganan en PISA, pero algún que otro experto ha dicho que es porque su sistema educacional está diseñado para sacar esa buena nota.

Un colegio finlandés
Un colegio de Finlandia. Fuente (CC: by)

¿Qué significa eso? Pues significa el paso de pasar de titular de noticia a la realidad. Del prejuicio de «tener la mejor educación del mundo» a «las clases que los preparan para sacar buenas notas en un examen concreto». De que sacar buenas notas está estupendo, pero que es el único país Europeo desde los 90 donde hay matanzas en escuelas perpretradas por estudiantes (por ejemplo esta y esta) y donde se desarticulan varios intentos más al año (ENG). Del reconocer que sacar buenas notas no es ser mejor persona ni «tener más cultura».

La tecnología

El segundo prejuicio es tenológico (y por ende, y esto lo he escuchado yo muchos dicen que «es un país más avanzado, añadiendo a este adjetivo – avanzado – lo de social, etc.). Yo he estudiado tecnología en Finlandia y he hablado de este prejuicio con muchos otras personas y todos coincidimos: la tecnología es la misma. Si acaso han tenido Nokia y Angry Birds, dos empresas punteras tecnológicamente, pero no se las han guardado para ellos. Nosotros tenemos los mismos aparatos y programas, aunque los hayan fabricado allí o en otra parte (por cierto que acabo de comprarme otro smarphone Nokia, que yo sigo con ellos, y tengo que hablar sobre él en el blog).

Dejando eso de lado, en este post vimos otros cuantos prejuicios sobre Finlandia.

La explicación a las contradicciones de Finlandia

Como quería la opinión de más personas para hablar de este tema, fui al grupo en el que hay Españoles en Finlandia en Facebook e hice esta pregunta:

Finlandia, pues, es un país que tiene una educación excelente y a la vez es el único país de Europa donde ha habido matanzas en colegios recientemente (en Alemania hubo en los 90 una, creo recordar). Donde aparece entre los países más felices, pero también con más suicidios. Donde hay mucha igualdad pero se maltrata (y mata) más a la mujer que casi ningún otro país de Europa.

¿Cómo explicaríais a alguien estas contradicciones?

El centro de Helsinki
Un día de sol en el centro de la capital de Finlandia. Fuente (CC: by-sa)

Sobre la felicidad VS los suicidios

La «felicidad» del estudio que la calculaba y ordenaba los países del más feliz al menos lo hacía con estos criterios: «los datos por los que se establece la felicidad de un país son la educación, la salud y la riqueza de los ciudadanos.»

¿Es esto felicidad real o falta de preocupaciones materiales? Lo segundo, claro. Así podemos decir que países que tienen a día de hoy una renta per cápita más alta van a ser más felices. Lo cual no es necesariamente cierto. La felicidad es estar bien con uno mismo, se tengan cosas o no.

Alguno puntualiza el tema de los suicidios diciendo que en España se evita poner la causa de muerte como «suicidio». Sin embargo no se da ninguna prueba de que esto sea cierto más allá de impresiones personales y prejicios basados en nada. Prejuicios del tipo «es que la iglesia nosequé y nosecuantos, mientras que en Finlandia son muy avanzados y tal».

A falta de expertos de verdad en suicidios en vez de prejuicios personales, los datos oficiales es en lo único que podemos dar como válido. Y esos dicen que en Finlandia hay más.

En nuestro post sobre los suicidios, además, nos hacíamos eco de que había más suicidios al final de la primavera, cuando hacía mejor tiempo. ¿Contraintuitivo? Quizá cuando uno ve a los demás bien es cuando uno que no lo está se da cuenta, por comparación.

Primavera en Finlandia
Un día de primavera en Finlandia, en la Universidad de Joensuu.

Sobre la educación y la igualdad VS el maltrato y el acoso

Comentábamos antes que algún experto puntualizaba la educación finlandesa diciendo que estaba diseñada para sacar buenas notas en el test PISA. En ese mismo post referenciábamos una correlación (correcto: correlación no implica causa) que decía que los niños de los países que sacaban mejores notas en PISA eran también los menos felices.

Sobre la igualdad, ¿de qué hablamos cuando hablamos de igualdad? El estudio referenciado sobre qué países son más felices los ordena según que las mujeres de dichos países tengan cuatro cosas. Éstas son: participación económica y oportunidades, logros educacionales, poderes políticos y su nivel de salud y supervivencia.

¿Es eso igualdad? No, es más participación, lo que no quiere decir que en Finlandia las mujeres también cobren menos que los hombres por el mismo trabajo. Algo que pasa.

En cuanto al maltrato ¿cómo se conjuga todo esto junto a la educación?

Que una cosa es sacar buenas notas, pero otra cosa es saber manejarse en sociedad y saber manejarse y tener más empatía en relaciones interpersonales.

Finlandia proviene de una tradición de trabajo luterano. Este estilo es más individualista que quizá las del sur, y que eso tiene una implicación clara: cuando las cosas van bien, van muy bien, pero cuando van mal te quedas solo, ya que es una ética más individualista. Y esta presión en que si no eres igual de bueno que los demás – y digo igual: si eres peor estás mal, y si eres mejor es posible que los demás digan «¿pero quién se ha creído que es?» – es un problema.

Y de ahí puede surgir un no saber manejarse, y por tanto el temperamento y la violencia cuando las cosas no van tan bien.

Y eso es lo que vemos en las noticias muchas veces. Los titulares que nos llegan dicen cosas que les van bien, pero si vemos más allá de los titulares entendemos mejor que tampoco es para tanto.

Que los finladeses no son mejores ni peores, simplemente distintos con sus cosas buenas y no tan buenas.

Una calle de Helsinki
Una calle de la capital de Finlandia. Fuente (CC: by-sa).

Un gran comentario de una finlandesa, de cómo ve ella estas contradicciones

Del debate del grupo de españoles en Finlandia, este fue un gran comentario desde el punto de vista finlandés. Algo que ellos ven como miembros del país y fruto de crecer allí de ser hijos de su educación. Desde aquí hasta el final del post, sus palabras:

«Aquí un par de ideas de una finlandesa. Para volver al tema de la felicidad: si Finlandia sale entre los primeros en algún estudio sobre la felicidad, será porque esos estudios tienen su enfoque en la ‘felicidad socioeconómica’ en vez de felicidad como un estado emocional.

Aunque, también es verdad que la felicidad tiene distintas definiciones: si entendemos la felicidad como satisfacción y alegría después de alcanzar una meta deseada, pues me imagino que en ese sentido muchos finlandeses se sienten ‘felices’, porque tienen una familia, trabajo, casa, coche, chalet etc. Pero yo personalmente considero útil pensar en la felicidad como todo lo contrario a la depresión.

Y el dinero, trabajo, éxito en la vida laboral, fama, etc. dan igual en ese sentido, porque no impiden que uno se deprima. Para no deprimirse es importante tener ‘paz interior’ y confianza en sí mismo. Cuando uno tiene esa confianza en sí mismo y ‘autosuficiencia’ emocional, no se siente vacío, es más capaz de tomar responsabilidad, gestionar sus emociones, aguantar los fracasos. Siente que su vida tiene sentido y ningún fracaso le quitará las ganas de vivir. Una persona verdaderamente feliz es suficiente fuerte emocionalmente como para no echar la culpa a su pareja cuando se siente mal por lo que sea…

Creo que igual nuestra herencia genética basada en la supervivencia (por las condiciones climatológicas) y la cultura basada en la ética de trabajo protestante, dan tanto valor al trabajo, que a veces en Finlandia se nos olvida enseñar a los niños que ellos tienen valor como seres humanos independientemente del trabajo que hagan, que son queridos y se tienen que querer tal y cómo son, independientemente de sus éxitos y fracasos. Yo creo que los españoles en general han heredado y aprendido una mejor confianza en sí mismos, por lo que es más difícil que se depriman aunque las cosas no salgan según esperaban.

Un invierno finlandés
La climatología finlandesa.

Aquí lo exteriorizamos todo: construimos, renovamos, decoramos, mejoramos el sistema, esperando que algún día hipotético esté todo perfecto y podamos descansar. Los españoles, en general, prestan más atención a su actitud y a cómo se sienten, y tienen una mejor capacidad para aceptar la realidad tal y cómo es y disfrutar de lo que hay.

Otra cosa, a los finlandeses nos enseñan a ser humildes y bien educados, a no molestar, y eso llevado al extremo hace que uno se preocupe excesivamente de lo que opinan los demás, lo que lleva a tener un miedo a fracasar que no tiene salida. Una persona que solo se preocupa por lo que piensan los demás vive una vida dominada por la vergüenza y se vuelve incapaz de saber lo que quiere y de mostrar afecto hacia los demás, lo que le lleva a aislarse cada vez más..

Y para terminar mi novela, lo más importante: la comunidad y los lazos sociales. Tenemos un grave problema de soledad en Finlandia y me atrevo a decir que nuestro «estado de bienestar», que transfiere toda la responsabilidad de la creación de bienestar al estado, ha hecho mucho para debilitar los lazos sociales, porque ya no tenemos la misma necesidad de ayudarnos uno al otro para sobrevivir. Nos gusta por la libertad que nos da, pero lo malo es que a veces se nos olvida la importancia que tienen las relaciones sociales y el sentimiento de pertenencia a una comunidad para nuestra felicidad.»

Y tú, ¿qué opinas de estas contradicciones y de esta manera de ser de los finlandeses? Los comentarios están abiertos y estamos interesados en cómo ves tú el tema.

Tras todo lo dicho, hay que aclarar que a mí me sigue gustando Finlandia, pero me gusta por lo que es, con sus cosas buenas y malas, no adorando unas y negando las otras. Me gusta Finlandia.



La lista de la compra del finlandés medio

Del finlandés y la finlandesa medios ya hemos hablado en este post. La idea de ese post era ver cómo era la media de Finlandia en cuanto a varios parámetros, para hombres y mujeres. Parámetros por ejemeplo como edad, ingresos, deuda, demografía…

Aquel post lo complementamos con el de hoy, en el que a través de este artículo periodístico averiguamos lo que los finlandeses compran más a menudo cuando van a uno de sus muy diferentes supermercados.

Supermercado de Joensuu, Finlandia
Unos Erasmus frente a un Lidl de Joensuu. Lidl parece ser que les está comiendo el terreno a los supermercados finlandeses

Somos lo que comemos, y así comparamos mejor

Saber la distinta lista de la compra de una persona de otro país nos da una buena idea de las similaridades y diferencias entre nosotros, mucho más que saber los platos típicos de una región.

¿Por qué? Porque aunque hablemos de ingredientes solamente, esto nos da una buena idea de lo que comen de verdad en otros países, los platos que se preparan a diario cuando van a su casa a comer y prepararse algo. Por ejemplo, por mucho que el kalakukko (un hornazo a la finlandesa, com pescado en vez de carne) sea el plato típico de Carelia del Norte (donde está Joensuu), la gente no lo come ni a diario ni quizá mensualmente. Lo que comen de verdad está en la lista de la compra.

Si quieres comer y comprar como un finlandés, esta es la lista, y aquí están muchos platos y recetas finlandesas de las que hemos hablado.

Vegetales en un supermercado
Escogiendo ingredientes. Fuente (CC: by-sa)

La lista de la compra del finlandés medio

Sin más dilación, allá vamos. Si hemos hablado antes en el blog de alguno de estos productos, pondremos un enlace para que puedas ampliar información y averiguar por qué a los finlandeses les gusta tanto. Dato interesante: esta lista apenas ha cambiado en 10 años, justo los 10 años en los que fui a Finandia por primera vez.

Si quieres comparar lo que cuestan estos artículos en Finlandia y España (u otros países) en este post lo detallábamos (aunque se ha quedado algo desfasado: yo pondría un 15% más a los precios mencionados en ese post a día de hoy).

– Leche
Pan negro de centeno, rebanado.
Café
– Plátanos
Cervezas (de distintas clases y niveles)
– Yogurt de sabores y otros productos lácteos (alguno comprará viili)
– Queso
– Fiambres
– Pepinos
– Tomates
– Margarina o mantequillas para untar
Patatas, por supuesto
– Carne picada
– Pechuga de pollo cortada en trozos pequeños
– Cremas para cocinar y hacer salsas
Dulces

Lácteos finlandeses
Una balda de lácteos en un supermercado finlandés

Los finlandeses y las cosas del comer

Los finlandeses son muy utilitarios. Cuando íbamos a la cantina de la Universidad a comer (aquí hicimos una guía de los comedores de las distintas universidades) pudimos ver que la variedad no era muy grande.

Muchas cosas para untar en el pan derivadas de la mantequilla (como vemos en la lista), pasta con salsaza rica en grasa pero baja en sabor, patatas por todas partes, y de vez en cuando algo de carne hecha albóndigas. En el Science Park estaba todo más elaborado, pero en general era todo más utilitario que otra cosa. Igual en las casas, donde uno puede encontrar mucho laatikko.

Muchos restaurantes tampoco dan gran cosa cuando se pide, pero por supuesto se pueden comer también cosas muy ricas elaboradas en Finlandia en por ejemplo alguno de los lugares de Kallio o si conoces finlandeses que saben de la importancia del arte del comer (por ejemplo, aquí relato una gran cena finlandesa).

Patatas en Finlandia
– ¿Qué hay para comer? – Preguntaba. – Patatas cocidas. – Me contestaban. Esta era la conversación que teníamos todos los días en el comedor de la universidad

¿Qué crees que les sobra o les falta? ¿En qué se diferencia esta lista de la compra con la tuya? Yo en la mía tengo aparte de las dichas por los finlandeses (aunque me sobran algunas cosas que ellos compran) calabacín, arroz, pasta, huevos, muesli, manzanas, lechuga, aceite de oliva, tomate frito, chiles, ajos, cebollas, perejil… y alguna pizza congelada. Algo más mediterráneo. ¿Y tú?