- Big In Finland - http://www.biginfinland.com -

Polite? Maybe not

Una de las cosas que se lleva en esto del erasmus es formar un ghetto. Con ghetto quiero decir una comunidad cerrada de gente que habla el mismo idioma y que entre ellos hablan en su lengua nativa.
Por ejemplo, nosotros en Latolankatu tenemos formado el spanish ghetto, porque a casi todos los españoles les han mandado aquí (los pisos más baratos) y hay veces, sobre todo a nosotros, que estamos hartos de hablar en inglés y preferimos juntarnos todos y hablar libremente sin barreras del idioma.

Pero de todas maneras no somos un grupo cerrado para nada. Por ejemplo, Bjarne es uno de nuestros mejores amigos aquí (al menos de Marta, Raquel, Miguel [1] y mío) y cuando el está hablamos en inglés siempre (salvo casos excepcionales, en los que nos tenemos que explicar algo entre nosotros para ver si alguien lo sabe decir) y tendemos a hablar en inglés cuando alguien está presente, salvo en conversacionesque no están en la conversación con el susodicho english-speaker, a no ser q seamos pocos los que estamos hablando.

Latolankatu, tú.

Pero el spanish ghetto no es el único. Hay otros ghettos y tal vez más cerrados. En concreto hay algún ghetto polaco por ahí (con participación de Las Morancas, unas polacas grandes y fuertes con una risa atronadoramente insoportable) y, el french ghetto, que tiene los mismos problemas que el español y tal vez, el ghetto ruso, el más cerrado que conozco.

Aunque no parecen mala gente, parece que les disgustas cuando estás con ellos porque tienen que hablar en inglés. Eso si lo hacen.
Ayer mismo estaba con mi compañero de proyecto del IMPIT, Yuriy Lahktin, y estaba también por ahí Anahit. Yo estaba trabajando con Yuriy en nuestro maravilloso y revolucionario proyecto (Content adaptation for mobile devices, cágate lorito) y cada vez que se tenían que decir algo entre ellos empezaban a hablar en ruso.
La primera vez fue divertido, no lo niego, pero es extraño estar con gente que se entera del percal y yo tener que estar a lo mío. Después de quejarme un par de veces en un perfecto inglés y con buen humor, empecé a quejarme con mejor humor en español, con lo que, cuando yo hablaba en español, Yuriy y Anahit callaban y se quedaban intentando adivinar qué era lo que decía.

Osea, que cuidadín con los ghettos que es un coñazo. Es recomendable formar uno pero también es recomendable ser polite. Suerte tengo de que no me importe mucho el tema.

Moraleja: No me jodas!