- Big In Finland - http://www.biginfinland.com -

¿Quieres X? No gracias, tengo el mío

Todo el que haya pasado por Finlandia sabe que los finlandeses se tornan raros en cuestiones económicas. Hay por parte de muchos de ellos cierto “agarradismo”, eso de ser del puño cerrado en muchas (muchas) cuestiones.

Igualmente, a la hora de ser ellos los agasajados (nada del otro mundo…) no lo aceptan. Más de una vez se ha llegado a oir algo así como “¿quieres un chicle?” y que te respondan un “no gracias, tengo el mío”. Una respuesta bastante alucinante, por cierto.

Chicle? No gracias, tengo el mío
No, gracias: tengo el mío

Igualmente, por ejemplo, pasa con el tabaco y otras cosas que se ofrecen sin pensar cuando uno va a coger una. Alguna vez me ha llegado a contar algún finlandés que los finlandeses son, sencillamente, muy celosos con su dinero. El altruismo no entra dentro de su manera de ser (la verdad es que yo nunca dejo propina y no me he fijado si ellos lo hacen, pero apostaría a que por norma no). Otro caso puede ser el de una pareja viviendo juntos y que uno no quería pagar nunca las cosas de ambos, con lo que el otro tenía que pagar siempre, etc.

¿Alguno de vosotros puede ampliar esta información? ¿Algún caso concreto o teoría que tengáis sobre el tema?